Arrugas en los ojos.

DSC_0222¿Tienes miedo de hacerte viejo?

¿O de hacerte viejo sin mí?

Anuncios

San Valentín, lo que en enero se leyó y otras recomendaciones de mierda.

“San Valentín” siempre me recuerda a mi amiga Luna. Mi amiga Luna es una de esas pocas personas que puede ser calificada de “ser luminoso de amor y bondad”; siendo éste, el motivo principal por el que es mi amiga. ¿Quién sino iba a aguantarme?

Puedo ser un poco difícil a veces: no cojo el teléfono, no contesto whatsapps si no me apetece, me hablas y estoy pensando en otra cosa, desaparezco del mapa sin dar señales de vida… Aunque desde hace unos años estoy intentando mejorar mi actitud. Espero que se note.

Pero Luna es esa clase de personas que se ponen alarmas en el móvil para, al menos una vez a la semana, preguntarte cómo estás. Así que si sabe que nosequién está jodido: alarma en el móvil todos los domingos para preguntar cómova. Y pregunta, pregunta y pregunta, aunque haya recibido monosílabos como contestación las últimas cuarenta veces. Se preocupa.

 

La conozco más de diez años y, he de decir, que ambas hemos cambiado un poco. Ni yo soy un mapache refunfuñón y arisco (y lo de mapache es porque llevaba siempre los ojos con sombra negra), ni ella es la chica de la que todo el mundo abusaba de su bondad. “Es tan buena que es tonta”: si lo buscas en el diccionario, sale su foto. O salía.

Quizá es la vejez, o quizá es la mutua influencia, la que nos ha atemperado el carácter.

Mirad, aquí estoy, escribiendo una entrada para San Valentín que espero que Luna lea y se le asome una sonrisa, porque últimamente está un poco ¿tristona?.

¿Quién lo hubiera imaginado? Bueno, cualquiera que sepa que las personas no son iguales todo el rato.

Pero a ver, ¿por qué San Valentín te recuerda a Luna y por qué estás escribiendo esta mierda de exaltación de la amistad de peloteo? ¿Estás borracha? ¡No! Sigue leyendo

Fan Grrrl, “The Lovecast”.

 

Tutururú, se hace saber que hay colgado un nuevo podcast de Fan Grrrl.

12465743_1037095782999548_1471706238_o

Sí, señores y señoras, ya está el segundo programa de Fan Grrrl, titulado “The Lovecast”. Nos hemos dejado llevar por lo mainstream, y hemos sucumbido a la tentación de hacer un especial de “San Valentín”. ¡No os asustéis! Tampoco es para tanto.

 

En el programa de este mes os contamos las noticias más relevantes en cine (hay muchos tráilers nuevos), los Oscar, algunas novedades comiqueras y mangacas…

Continuamos con una sección que hemos titulado “Parachoques Masoquista”, en el que hacemos criba de las novedades seriéfilas. Sufrimos nosotras para que no tengan que hacerlo los oyentes. ¡Y joder! Yo, al menos, he sufrido viendo alguna.

Así que hablamos de “Crónicas de Shannara”, “Shadowhunters”, “Lucifer”, “The Magicians”, “Expediente X”, etc.

Se nos olvidó mencionar “Legends of Tomorrow”, que a mí sí me está gustando. Pero raro es que no se nos olvidase nada más. Eso significa que ha sido una grabación accidentada.

 

Nuestro especial “San Valentín” se centra en mencionar las cuatro mejores y cuatro peores historias de amor que se nos ocurrieron en el momento. Un poco de cine romántico, o todo lo contrario, por si os sentís con ganas de ser un poco romantic trash. O haters consumados, porque tenemos para todos los gustos.

Sólo diré: No me matéis por las cosas que digo, porfi.

 

Por último, siguiendo con la temática amorosa, hablamos de la novela gráfica de “El azul es un color cálido”. Súper recomendada.

IMG_20160119_143604

Y acabamos con una pequeña consulta para la Princesa Fisgona, ventilada en un plis-plas por falta de tiempo.

 

 

Nos ha escuchado mucha gente (o así nos lo parece), ¡así que muchas gracias! ¡¡¡Yeiii!!!

Esta grabación ha sido un poco accidentada, la hemos tenido que posponer, etc. Por lo que puede que sea un tanto más confusa, aún así, trataremos de mejorar y esperamos que os guste.

Sí, sí, sé que no debería echar piedras sobre mi propio tejado; pero he descubierto que tengo pánico escénico antes, durante y después de grabar el podcast. Sobre todo después, cuando toca que lo escuchéis. Así que… eso, sorry, son nervios.

 

Y si no habéis escuchado el primero, click aquí.

 

PD: ¡Entrada número 100!

Como en la canción de Blue Öyster Cult.

IMG_20150625_203654Cuando no tienes las manos calientes,

me asusto,

por si se te ha ido la vida un poco.

Trato de calentarlas con las mías,

un mano a mano de primeros auxilios

que nunca sale bien,

porque yo siempre estoy más fría.

A mí la vida se me está yendo siempre,

por eso tengo miedo

de haberte matado yo,

de que el poco calor que te queda

lo inviertas en mí.

Y yo sólo quería salvarte,

pero hasta eso lo hago mal.

No quiero que te hieles conmigo.

No quiero que te hieles por mí.

Aún así, soy demasiado débil,

y tú eres una cama

un lunes lluvioso de enero

de la que no quiero salir nunca.

Cuando tus manos dejan de tocarme

un jarro de agua fría me despierta.

Tirito y tengo miedo

de no volverme a dormir nunca,

de enero sin ti

de que siempre esté nublado,

de siempre tener frío

y de echarme arder.

De arderlo todo.

Cuando tienes las manos frías,

me incendio.

Por no helarte, te quemo.

Porque no te enfríes, te quiero.

Blue Öyster Cult, Burnin’ for you.

PD: Hoy hace seis meses que empecé el blog. Gracias a todos. Desde hace seis meses, prácticamente todos los lunes llevo escribiendo un poema de amor. Esta no era una promesa indefinida, así que de aquí en adelante, el contenido de los lunes estará sujeto a variación.

Espero que mi amor sea mejor que la calidad de mis poemas, 

pero desde luego, es más vasto que mi imaginación.

Ciudades con metro a ninguna parte.

IMG_20150625_203654Mi casa tiembla cuando pasa el metro

del corazón de la ciudad que late,

sube el estómago por la boca,

no le gusta recordar que ella nace.

 

Va a hacer vaho y gente, en breves,

meteorología urbana de mal tiempo.

Van a pisarla sin piedad alguna,

sin amor de quien sólo es caminante.

Sometida a actividad frenética,

luego, silenciada un par de días,

después vuelta al vívido exceso.

 

Mientras en otros barrios, otra vida

siempre las mismas vías abandonadas

lloran por el eco de un traqueteo.

Duelen esas calles tristes, solas,

que fueron testigos de nuestros besos.

Esas, que llaman al desconsuelo.

Por ellas es, yo también tiemblo.

¿Y si?

¿Y si nos ardemos las manos

y dejamos para otro día los callos,

el esclavizarnos, el sufrir,

y los sueños desgastados?

 

¿Y si nos dejamos de hacer locuras

y nos hacemos los cuerdos

empezamos a sentir

y dejamos de anestesiarnos?

 

¿Y si nos vamos, dirección contraria,

al fin del mundo, caminando

para que nunca se acabe?

 

¿Y si nos negamos, resistencia pasiva,

a morirnos esperando

hasta que la muerte nos separe?

 

¿Y si nos besamos?

 

Piénsatelo, te estaré esperando

con los brazos en jarras,

por si hay sed.

Y si hay hambre,

tengo las brasas preparadas.

De comer: el mundo.

 

Muy feliz año a todo el mundo.

Mis mejores poemas de 2015

Mis mejores poemas de 2015 según ¿vosotros? He recopilado los poemas más visitados durante este año y los he ordenado de más a menos. ¡Gracias por leerlos! En el fondo ha hecho esta lista porque era lunes y no sabía qué escribir. Chsst, calla, caray.

 

1-Acunarte

2-Hurt

3-Insuficiencia expresiva

4-No convencional

5-Cazador de dragones sin experiencia

6-Café

7-Tenías que ser tú

8-Ahórrate el sermón

9-Suerte

10-Veinte poemas perdidos y una improvisación desesperada

 

Y como Bonus track, porque se quedaba fuera y a mí me gusta:

 

11-Pensarte barco

Me costó horrores volver a publicar poesía, así que gracias a todos los que de un modo u otro me motiváis a ello. Genial, ahora los vas a hacer sentir culpables de toda la mierda que escribes. ¡No os preocupéis! ¡No tenéis la culpa! Todo esto lo escribiría igual, no sois culpables de este crimen literario hmmffhmmfff Ya está, ya se ha callado. Ale, a ver si deja de molestar un ratito.

PD: Recuerdo que todavía tenéis tiempo para participar en el “Concurso Navideño de Survive”, si todavía no lo habéis hecho.¡No olvidéis que hay que mandar un mail a: sobreviviraserunafriki@gmail.com si queréis participar!

Inocua mala hierba.

No comprendí que los Dientes de León

eran una flor y no algo salvaje

hasta que fue demasiado tarde

para dejarme el valor en otro bolsillo;

que rugir no implica saber morder

y que mis flores favoritas

van a ser siempre las margaritas

por tu culpa, en exclusiva,

y no me gusta nada

porque me hace parecer normal.

Así no puedo asustar a nadie

y me quedo desguarnecida y desarmada

en un campo de lirios

un cardo al menos duele

¿de qué sirve la mala hierba

que ni siquiera permanece?

¿De qué sirve la mala hierba

si se deja arrancar sin más?

No te perdonaré jamás

que me regalaras flores;

pero te perdono,

y no me importa ser normal.